viernes, 23 de noviembre de 2012

(+GUERRA INTERNA) CONOZCA LO QUE REALMENTE ESTÁ PASANDO EN UN NUEVO TIEMPO

(+GUERRA INTERNA) CONOZCA LO QUE REALMENTE ESTÁ PASANDO EN UN NUEVO TIEMPO
En plena campaña electoral, el partido Un Nuevo Tiempo sufre luchas de poderes y deserciones. Parece que está de malas, entre investigaciones por corrupción y peleas.

El partido Un Nuevo Tiempo (UNT) atraviesa una compleja crisis. Recientemente, Javier Muñoz acusó al gobernador del Zulia y candidato a la reelección, Pablo Pérez, de usar “la Gobernación para sus propósitos personales” y de enriquecimiento ilícito por la compra de un avión.

El dirigente del partido, Alfredo Osorio, dijo que Muñoz “se autoexcluyó” con sus declaraciones, pues “en UNT todo se consulta en el comité político”. El personero además negó que “Pablo Pérez tenga secuestrado al partido”. Declaró que se reúnen frecuentemente “con Manuel Rosales y escuchamos sus observaciones”.

Muñoz era cercano al ex gobernador Pérez, prófugo de la justicia venezolana.

Sin embargo, el primero de UNT en retirarse de la MUD fue el diputado William Ojeda, quien rechazó el programa de gobierno que discutía internamente la MUD, con el ex candidato Henrique Capriles. Por ello, Ojeda fue posteriormente expulsado del partido.

Más adelante, Ricardo Sánchez fue excluido de la tolda por criticar la campaña hecha por la MUD para las elecciones presidenciales del 7 de octubre. Luego Rafael Villasmil y Samir Puentes se deslindaron de la candidatura opositora en el estado Zulia.

Sánchez denunció que en la “Mesa de la Unidad no hay democracia, el tema es que allí nadie puede decir nada”, y comentó que la misma “se convirtió en un sistema para la repartición de cargos excluyendo el liderazgo social”.

“La Mesa de la Unidad se convirtió en un sistema para la repartición de cargos excluyendo el liderazgo social”, afirmó.

“No fue un partido de fútbol lo que perdimos. Cuando perdemos un campeonato, todos tenemos que revisarnos, las estrategias, los directivos, todos, y aquí tenemos 14 años sin revisar nada”, comentó el diputado.

“Tuve la oportunidad de conversar con Manuel Rosales por las redes sociales, allí hicimos unas críticas sobre la situación de la Mesa de la Unidad, creemos que el momento de declinar era éste”, finalizó Sánchez.

Para colmo de males, la esposa del diputado Julio Montoya de UNT fue condenada a tres años de prisión por corrupción, también en el estado Zulia, en la contratación de obras durante el mandato de Manuel Rosales, quien autorizó el pago total pese a que nunca se construyeron.

Ilze Perozo de Montoya admitió haber incurrido en actos de corrupción y enriquecimiento, a través de la empresa Consperca, que formalizó tres contratos con la Gobernación del estado Zulia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada